El consumo de calorías varía mucho en función de la actividad física que practicamos. Una de las actividades que más gasto energético requiere es el ciclismo.

Practicar este deporte nos hace tener el corazón más fuerte. Practicar el ciclismo se considera muy beneficioso para aumentar tu capacidad aeróbica y pulmonar. Realizar esta práctica hoy en día es sinónimo de mantenerse en forma.

Ser constante, y practicar con regularidad esta actividad proporciona unos beneficios psicológicos y mentales que nos ayudan a oxigenar el cerebro y combatir el estrés de nuestro día a día. Además, ¡descansarás como nunca lo habías echo! Cada persona practica el ciclismo por diferentes motivaciones y buscando ciertos objetivos: aumentar la velocidad, mejorar la resistencia, disminuir el porcentaje de grasa…etc. Sin embargo, el gasto calórico es uno de los datos que más nos suele interesar a la hora de practicar cualquier deporte

 

¿Cómo medimos las calorías que quemamos practicando ciclismo?

Para calcular el consumo de calorías cuando vamos en bici deberemos tener en cuenta todo tipo de factores como la intensidad del pedaleo, la resistencia, la velocidad o el peso.  En este caso, para utilizar nuestra calculadora, tan solo deberás introducir en ella el tiempo de pedaleo, el peso y el ritmo con el que se vaya a realizar la carrera.